La FABZ reclama vivienda digna en el Pleno Municipal

0
273

La Federación de Barrios ha intervenido hoy en el Pleno del Ayuntamiento reclamando que la prioridad del gobierno municipal debe dirigirse a la rehabilitación de vivienda en los barrios populares, la mejora de su escena urbana y la promoción de vivienda pública en régimen de alquiler para las capas más desfavorecidas.

En la primera mitad del siglo pasado en nuestra ciudad surgen diferentes iniciativas, públicas y privadas, que pretendían teóricamente resolver el problema de vivienda que asolaba a las capas populares.

Las denominadas “Casas Baratas” (proyecto que sufrió diferentes vicisitudes y representó un verdadero pelotazo urbanístico para la terratenientes de los suelos); conjuntos de la Obra Sindical franquista o del Patronato Municipal de la Vivienda, de los que se beneficiaban los adictos al régimen; bloques de fundaciones religiosas vinculadas a la jerarquía católica connivente con los golpistas; viviendas que patronos levantaban para sus obreros, como Pina o Escoriaza… son ejemplos de lo que el PGOU ha catalogado como Conjuntos Urbanos de Interés.

Zaragoza cuenta con 21 grupos de estas características, con más de 600 edificios y casi 9.000 viviendas ocupadas, en la mayor parte de los casos, por personas de edad avanzada y bajas rentas.  Y si bien en algunos casos el mantenimiento y conservación de los espacios públicos y comunes, como las zonas ajardinadas o los viales,  corresponden a Administraciones Públicas (Ayuntamiento y DGA) en otros casos les corresponde a esos propietarios a los que hacíamos referencia de avanzada edad y con muy limitados recursos.

Y porque representan verdaderas cicatrices en el interior de la ciudad, en un proceso continuo de degradación, el Ayuntamiento de Zaragoza debe dar una respuesta inequívoca para resolver los problemas generados, en concordancia con la moción presentada por el Grupo Socialista en el día hoy al pleno municipal y que la FABZ comparte en todos sus puntos.

Pero si alzamos nuestro punto de mira hacia el problema global de la vivienda en Zaragoza, según los últimos datos aportados por el INE, la ciudad de 716.000 habitantes cuenta con 327.000 viviendas, de las cuales el 60% se construyeron con anterioridad a 1980, y 35.000 se hallan desocupadas. Por tanto, tal como  refleja el Acuerdo por el futuro de Zaragoza, la prioridad municipal pasaría por la rehabilitación de vivienda en los barrios populares, la mejora de su escena urbana y la promoción de vivienda pública en régimen de alquiler para las capas más desfavorecidas.  Y en ese sentido debe interpretarse la moción que hoy se debate.

Lamentablemente las políticas impulsadas por el equipo de gobierno PP-Ciudadanos se sitúan en las antípodas. Sirvan tres ejemplos.

Mediante resolución de 3 de Julio de 2020 se anuncia el Pliego de Cláusulas Económico-Administrativas para la enajenación de la parcela municipal R-1 que se adjudicará a la oferta económica más ventajosa para la construcción de 64 viviendas en la Avenida Cataluña y que será promovida, sin duda alguna, por la iniciativa privada. Más vivienda nueva en suelo municipal, a precio de mercado y que difícilmente solucionará los problemas habitacionales y el derecho constitucional a una vivienda digna. El segundo ejemplo se corresponde con la escena urbana. En esta ocasión el equipo de gobierno anuncia la reforma integral de la céntrica plaza de Santa Engracia transformándola en un espacio peatonal, ajardinado y accesible, con sustitución de alumbrado público, cambio de tuberías… antes de finales de año, con una inversión de 700.000 euros.  Y las obras en los barrios populares, en proceso de degradación, durmiendo en el limbo. Ni están ni se les espera. Y el tercer ejemplo aúna promoción de vivienda pública en régimen de alquiler y regeneración urbana. ¿Que medidas ha adoptado el equipo de gobierno para impulsar la operación Pontoneros y el préstamo del Banco Europeo de Inversión?

El nuevo gerente de Zaragoza Vivienda recomendaba en una reciente entrevista paciencia a los jóvenes que quieran acceder a una vivienda, “porque no se hacen de la noche a la mañana”. Y también manifestaba que las administraciones estaban haciendo un esfuerzo, pero concluía que “no pueden esperar que les regalen un piso”. No le falta razón al señor José María Ruiz de Temiño: que los jóvenes tengan paciencia, que con salarios de 800 euros ni compra, ni alquiler, a lo sumo habitación compartida en pisos patera en Balsas de Ebro Viejo, Las Fuentes o Torrero. Pero eso sí, los promotores haciendo negocio edificando en suelo municipal para quien tenga en su cuenta 300.000 euros. Y los menesterosos vecinos de Santa Engracia y Plaza de los Sitios más contentos que unas castañuelas con las obras de regeneración aunque ya no cuenten con maceteros y relojes florales de infausto recuerdo.

Por cierto, los presupuestos son reflejo nítido de las políticas de nuestros gobernantes, más que las ruedas de prensa o los titulares de prensa. Por ello les recordamos, por si lo desconocían, que el presupuesto municipal de 2018 aprobó una partida de 13.822.000 en materia de vivienda. y en 2020 el tripartito PP, Ciudadanos y Vox ha aprobado únicamente 11.900.000 euros, un 14% menos.

El mundo al reves, al menos para algunos. Gracias.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here