El Ayuntamiento pretende derribar una fachada protegida en la calle Pignatelli

0
255

La Asociación Vecinal Casco Viejo y APUDEPA  han expresado en sendas notas de prensa su tremenda indignación por la decisión del consejero de Urbanismo del Ayuntamiento de derribar la fachada catalogada del numero 78 de la calle Pignatelli el día de hoy, viernes 13 de septiembre

AV. CASCO VIEJO

En dicha fachada se encuentra un andamio municipal que sujeta únicamente una fachada catalogada como bien de interés medioambiental de propiedad privada, detrás de la cual se encuentra un solar. El andamio que originalmente se coloco de emergencia ante un posible derrumbe lleva 16 años en el mismo sitio.

En el transcurso de todos estos años se han presentado decenas de escritos solicitando al ayuntamiento la retirada de este andamio y la construcción de viviendas en el mismo espacio. Pero con una cosa clara: la fachada debe protegerse, y los costes deben ser sujetos por el propietario. Durante 16 años los propietarios de esta fachada-solar que ha sabido esquivar la norma que establece que se debe construir como en máximo dos años.

Es ahora en esta legislatura cuando el ayuntamiento ha decidido tomar las medidas para la retirada del andamio, pero además ha decidido el derribo la fachada protegida. «Vergüenza ajena» sentimos al escuchar al máximo responsable de Urbanismo decir con gran facilidad que la fachada se derribará.

Por ley es el ayuntamiento quien debe defender el patrimonio urbanístico, como es esta fachada catalogada de interés ambiental, sin embargo este gobierno ha decidido su destrucción.

Resulta en un despropósito que prive los intereses particulares especulativos, antes que el bien patrimonial-cultural. El derribo de la fachada facilita a sus propietarios la construcción y/o venta de este solar. Estamos hablando de urbanismo a la carta.

Nuestra Asociación exige la paralización inmediata de las obras en esta fachada hasta que se garantice su protección. Y en esta línea empezará a movilizarse por todos los medio que estén a nuestro alcance.

AV. CASCO VIEJO

 

Por su parte APUDEPA (Acción Pública para la Defensa del Patrimonio Aragonés) ha insistido en que, sencillamente, una fachada protegida no se puede derribar, y que la reivindicción de los vecinos es quitar el andamio de la calle, nunca derribar la fachada como asevera el consejero. El ayuntamiento de zaragoza podría cometer fraude de ley si al quitar el andamio derriba la fachada

APUDEPA

No es cierto que los vecinos del casco antiguo pidan que se derribe la fachada de Pignatelli 78 como ha afirmado hoy  con total desfachatez el consejero de urbanismo Víctor Serrano ante Televisión Aragón a primera hora de la  tarde.  Lo que piden los vecinos, Calles Dignas y todos los demás, también Apudepa en sintonía con los vecinos del barrio, es que se quite el  andamio que da a la calle que es otra cosa muy distinta.

Precisamente, la presidenta de Apudepa, en la concentración mantenida delante del ayuntamiento el pasado día 6, advirtió al presidente de la Junta de Distrito del casco antiguo de Zaragoza, Alfonso Mendoza, que si se quitaba el andamio  habría que ponerlo por detrás para mantener la fachada catalogada. Como el presidente no dio razones satisfactorias la representante le dijo expresamente que derribar era una ilegalidad pues la fachada está catalogada y que era denunciable. En consecuencia, el día 9 Apudepa presentó por vía administrativa uno escrito en el que se dice expresamente que le “recordamos a Intervención Urbanística,  que si se va a quitar porque  entorpece la situación de paso de la calle,  que no se derribe  la fachada bajo ningún pretexto que es lo que en definitiva busca la propiedad con esa lamentable imagen que han dado durante años con la dicha fachada”, solicitando en el escrito “que se emplace el andamio por el interior, de acuerdo a lo argumentado y a la ficha catalográfica del ayuntamiento en donde se recoge la conservación de la misma”.

El ayuntamiento y el presidente del distrito se ríe doblemente de los vecinos: lo que se ha mantenido mal durante 16 años no se puede quitar de un plumazo no dando satisfacción a los vecinos y cometiendo además una presunta ilegalidad. Se adjunta la ficha de catalogación del ayuntamiento en donde se recoge que en Pignatelli 78 hay un deber de conservación de la fachada y del andamio, tratándose de un edificio historicista de finales del siglo XIX sobre otro anterior.

La fachada por  ser un legado cultural hay que conservarla, nunca derribarla, así se ha ido respetando en los anteriores consistorios durante 16 años, ahora de buenas a primeras quieren derribarla. Ese no es el camino. Vergüenza les debería de dar. El barrio de Pignatelli tiene muchos problemas y ahora añaden otro: más indignación de los vecinos, también de Apudepa.  Y que sepa urbanismo que seguiremos defendiendo todo los edificios de carácter ambiental del Conjunto Histórico de Zaragoza, declarado desde 1978.

FOTO: PABLO IBAÑEZ. ARAINFO